VI CONCURSO DE MICRORRELATOS enfermeros -2022

El Colegio de Enfermería de Alicante ha puesto en marcha la convocatoria de la VI edición del concurso mensual de microrrelatos enfermeros.
Como novedad a partir de esta VI edición los participantes deben redactar un texto con la extensión habitual de un máximo de 150 palabras que en vez de tratar un tema en concreto deberá incluir tres palabras propuestas para cada mes.

Las palabras que debe incluir el microrrelato del mes de noviembre son escuchar / empatía / sesión.

Las bases por las que se va a regir dicho concurso son las siguientes:

  • Pueden participar las enfermeras y enfermeros colegiadas de la provincia de Alicante.
  • Se podrán presentar dos microrrelatos por participante y mes, con una extensión máxima 150 palabras. Deben ser originales e inéditos.
  • Los microrrelatos deberán contener obligatoriamente las tres palabras propuestas para cada mes.
  • Los textos podrán ser enviados únicamente vía telemática, rellenando el formulario en el microsite habilitado a tal efecto en la Web del Colegio de Enfermería de Alicante.
  • El microrrelato ganador de cada mes se irá publicando en la web colegial. De entre estos microrrelatos, al final del año, se elegirá un ganador que obtendrá un premio de 300 €.
  • El Colegio de Enfermería de Alicante designará a los miembros del Jurado encargado de la selección de los microrrelatos premiados.
  • El Colegio de Enfermería de Alicante se reserva el derecho de la publicación y edición de todos y cada uno de los micromicrorrelatos presentados.
  • La participación en el concurso supone la plena y total aceptación de las presentes bases.
  • Los trabajos presentados para la edición del año pasado, que se vio interrumpida por la pandemia del Covid-19, se trasladan a los meses de enero y febrero de la presente convocatoria con sus lemas correspondientes, retomando la aceptación de nuevos trabajos para el concurso en marzo de 2021.

Manda tu microrrelato a través de ESTE ENLACE

 

Consulta los ganadores de cada mes

Ganador del mes de enero

DESIERTO

Ganador del mes de febrero
Palabras: vida / vacunar / respirar

CAVA Y VELAS de Anabel Díaz Heredia


"“El regalo más grande ya se lo he hecho y ella lo sabe” la mira y soy testigo infiltrada en una postal que no me pertenece, ¿tus hijos? - le pregunto, y ahora son ellos los que sonríen con los ojos. Para esto no hay vacuna, el sangra, el suelo cubierto en toallas, nada se sabe…aún tapados, sonríen. Los ojos de ella saben que algo no va bien, pero le limpia la sangre intentando respirar por él. Nos miramos con nuestras batas, los guantes dobles, las gafas, dos tapabocas y el pelo cubierto en tela, sabiendo que no debería ser así. Las velas y el cava se quedan guardados para cuando la vida les deje. Se lo lleva la ambulancia, veo la tarta en la cocina y doy gracias, porque las lecciones de vida son regalos que no se dan todos los días."

Ganador del mes de marzo
Palabras: renacer / cuidados / luz

Ascensor: Planta "Renacer" de Elena Visedo Ferrer

Como cada noche acuño un término para valorar mi día hoy toca ‘’desesperanza’’. Intento conciliar el sueño bajo esa masa oceánica de quehaceres que siento sobre mí. El tiempo imparable y yo flirteando con la idea de una absoluta paz interna que parece no llegar nunca y mientras me pregunto ‘’¿Le ofrecí los mejores cuidados?’’, no cesa de resonar en mi caja de ideas. Mis párpados se abren y la luz retrae mi pupila. Como siempre tarde, por ello corro. Solo entonces, justo antes de abrir la puerta del coche compruebo la hora. Es 20 de marzo y me acabo de obsequiar con una hora en el día de forma inesperada. Oye, tú. Toca parar. Toca respirar. Toca disfrutar. Será la última vez que te sientas de ese modo. Despídete de la culpa y de la mala gestión del estrés y permítete renacer. Por ti. Por él.

Ganador del mes de abril

DESIERTO

Ganador del mes de mayo
Palabras: dolor / tratamiento / esperanza

Sempiterno de Cristina Orenes Conesa

"Llamar al timbre o no llamar, porque después de la pelea… No sabía cómo me iba a recibir. Había salido corriendo. Tenía los ojos tan empapados en lágrimas que ni siquiera distinguía los coches que pasaban por la carretera. Era el dolor más intenso de mi vida. La falta de aire mientras corría me hacía recordar que estaba vivo, aunque sentía que mi vida había terminado. Corrí hasta sentirme agotado. En ese instante me paré a pensar en lo ocurrido. ¿Por qué no me lo sabía dicho? La vida no estaba siendo justa… Ni siquiera sabía cuando leí el informe que había escondido lo que significaba aplasia medular.
¿Todavía quedaba esperanza? Intenté tranquilizarme para volver a casa. Tenía que hablar con ella, aprovechar cada instante a su lado… Seguro existe un tratamiento. Como ella solía decirme, en esta vida, en este cuerpo, solo se vive una vez vivo."


Ganadores del mes de junio
Palabras: manos / acompañar / muerte


En el andén de la estación. de Pedro Molera Botella

Pablo no deja de sujetar con cariño las manos de su mujer, Paula. Toda una vida juntos llena de emociones fuertes, subidas y descensos inciertos, atravesando valles de tranquilidad. Ha sido todo un viaje, pero siempre llenaron su equipaje con amor y respeto mutuo. Muchos éxitos, algún que otro fracaso doloroso y, sobretodo, ¡tanto aprendizaje!. Acompañar a su esposa ha sido todo un privilegio que no cambiaría por nada. Ahora que su rostro se ha arrugado, que en su cabello ha nevado, sus ojos la siguen mirando con la misma mirada viva y dulce que cuando la vio por primera vez. Tiene la certeza que su muerte no es más que un paréntesis en su convivencia. Que no es el final, sino un nuevo principio. Ella cogerá este tren antes, pero seguro que le aguardará en la siguiente estación. Él le volverá a regalar la misma mirada.

Nuestro Ultimo Adios de Mª del Pilar Piqueres López

"Llegó 2022. Un año más juntas, otro en la mochila del tiempo compartido. Sabíamos que quedaba poco, quizá menos del que imaginábamos. Aunque no lo queríamos creer. Sólo pensábamos en disfrutarlo, vivirlo… Pero una oscura intuición rondaba nuestras cabezas. Caminábamos juntas cada día, de la mano, en un intento de apoyarnos la una a la otra o quizás en un sentirnos juntas una vez más. Cada día era un regalo: tocarnos, reírnos, olernos, mirarnos, disfrutarnos, vivirnos intensamente. Cómo el que exprime lo que sabe que se acaba. La muerte acechaba. Dolía. Ya estaba aquí, casi palpable, a nuestro lado. Fría y paciente pero dando el tiempo justo para acompañar en el tramo final. Cogida de tus manos te sentí partir. Volaste. Donde estés sigo viendo tus ojos verdes mirarme, sintiendo tu suave piel y oliendo tu amor de madre en cada rincón. Mamá, te amo con todo mi corazón."

Ganador del mes de julio
Palabras: sol / protección / disfrutar

El último verano de Liliana María Urbina Pérez

"De nuevo, mi silla de ruedas se ha quedado atascada en la arena… No importa Sra Lily, me dice ese chico tan guapo, que viene con el grupo de voluntarios,  (ellos nos llevan a tomar un baño al mar dos veces por semana), Yo la llevo en brazos si es necesario!!!
Mientras el chico pone la protección para el sol en mi frágil y quebradiza piel, no puedo dejar de mirar a esa niña de ojos grises que juega y ríe delante de mí… es inevitable ver tus dulces ojos en ellos y escuchar tu risa en las olas del mar! Que tienes Lily, ¿por qué lloras?,  ¿Quién te dijo que estoy llorando? respondo, ¿No ves que tengo arena en los ojos??? Anda…cógeme en brazos, vamos a disfrutar del mar, que con suerte, esta noche, al cerrar los ojos, tenga la cita más importante de mi vida…"

Ganador del mes de agosto

DESIERTO

Ganador del mes de septiembre
Palabras: ejercicio / agua / prevención

El lado salvaje de África de Fernando Segura Noguera

"Will se dejó caer sobre el barro y comenzó a beber agua de aquella charca verdosa, no había duda, aquellos días por la sabana habían sido más duros que cualquier ejercicio militar que hubiese realizado con anterioridad. Habían pasado cinco días desde el ataque de aquella tribu donde la mitad de su compañía había muerto y había perdido todos sus víveres, no era creyente, pero si lograba sobrevivir creería en los milagros.
Debido a las numerosas heridas y picaduras de mosquito, Will, olvidando cualquier tipo de prevención, se metió en la charca para aliviar su fiebre. Sabía que era cuestión de horas que muriese si no encontraba ayuda, sin embargo, la muerte le llegó de forma más inesperada; ya que unas grandes fauces aparecieron en el agua y lo arrastraron al fondo de la charca, sin duda había olvidado el lado salvaje de África."